¿Qué es la autoestima?



Te puedo asegurar que a lo largo de mi vida, mi autoestima ha estado en apuros en varias ocasiones. Yo diría incluso que estuvo herida de muerte en algunos momentos, casi aniquilada.

Quiero presentarte este espacio, Autoestima en Apuros, que he creado para ti que quiere estar cada vez más a gusto en tu piel, que quieres decir NO sin miedo, que no quieres  depender de nadie para ser feliz, que estás harta de cumplir las expectativas de los demás y que sabe que la base del bienestar y de la tan anhelada felicidad no es ni más ni menos que tener una autoestima alta. Pero no siempre la tenemos así.

¿Qué es la autoestima? La autoestima es un autoconcepto. Es lo que pienso y creo sobre mí. Que valoración hago de mí persona. La primera construcción de la autoestima lo hacemos en la infancia. La construimos con nuestras experiencias, con la vinculación afectiva, con la educación que recibimos, con lo que vimos, oímos. Repetimos comportamientos e ideas  de nuestros padres, hermanos o cuidadores, porque aprendemos por imitación, por repetición y siendo tan pequeñas  no teníamos filtro ni capacidad analítica para discernir lo que era cierto o no. Entonces lo que vimos y oímos lo normalizamos y pensamos que el mundo es como lo vi en mi casa y que yo soy lo que me dijeron. Nos lo creíamos todo. Con esta información vamos  formando una idea, una visión de nosotros, un autoconcepto. Este autococepto puede ser positivo o negativo. Puedo pensar que soy merecedora de amor, que soy valiente, que soy inteligente, buena persona, que valgo mucho, o todo lo contrario. También puedo pensar que el mundo es duro, injusto, peligroso, que no te puedes fiar de nadie, etc… o por el contrario pensar que la vida es maravillosa, que está llena de oportunidades, que tengo derecho a ser feliz etc…

Todas estas ideas, la mayoría aprendidas de otras personas, juntos con nuestras creencias, nuestros valores, fortalezas, etc…son las que van a construir la base y estructura de tu autoestima.  Si tienes una base sólida y positiva sabrás gestionar mejor tus emociones y a lidiar de forma más asertiva los eventos desagradables de tu vida recuperando con más facilidad tu autoestima que se vio tocada pero no hundida. Si la base es negativa navegarás en un mar revuelto lleno de remolinos provocando un gran sufrimiento cada vez que tienes un conflicto o problema que afrontar.

Pero, pero, pero, no todo está perdido. La buena, buenísima noticia es que todo o casi todo se puede mejorar o cambiar. Por eso he creado este espacio. Seré tu entrenadora si quieres un cambio. Sí, dije entrenadora porque también en el mundo psicológico, emocional y mental se entrena. Es como ir al gimnasio. Al principio no sabes que hacer, luego aprendes los ejercicios y poco a poco te vas entrenando y pasando por la fase de las agujetas para llegar a la gran recompensa. Sentirte a gusto contigo misma y muy orgullosa de ti por haber superado todas las fases y feliz por ser quien eres en realidad. Una mujer maravillosa, valiosa, valiente, bella, merecedora, capaz, luchadora, generosa, amorosa, madre, hija, esposa, hermana, amiga pero ante todo MUJER, mujer con mayúsculas.

Todo este tema es mucho más complejo de lo que aquí te cuento pero es suficiente para saber que la autoestima no es un valor fijo y que en muchas ocasiones podemos tenerla por los suelos y en contrapartida, te recuerdo que siempre que quieras puedes recuperarla, sanarla, fortalecerla, elevarla…

No importa si el detonante para darte cuenta de que tu autoestima está en apuros sea: una pérdida de trabajo,  una ruptura de pareja, una infidelidad, una enfermedad, unas expectativas que no se cumplieron.  No importa la causa, lo que importa es que este dolor y sufrimiento nos lleva a tomar una decisión. O me quedo aquí sufriendo y compadeciéndome de mi misma o renazco como el Ave fénix. Pero eso sí cada vez con más poder, más fuerte, más sabia.

Aunque sea pequeño y débil el deseo de salir de donde estas, de cambiar, de recuperar las riendas de tu vida, de recuperar tu poder, te aseguro que aparece la oportunidad de distintas formas,  para salvar tu autoestima del apuro.

En este espacio que he creado, pretendo darte un montón de tips, herramientas, ideas, conocimientos unos científicos otros no,  que a mí me valieron para: conocer profundamente mi verdadero yo, fortalecer mi autoestima, cambiar mi dialogo interno, enfocarme en lo que sí quiero, perdonarme, IMPORTANTISIMO el autoperdón para aliviar la culpa, un sentimiento que nos hace sufrir mucho.

Iremos viendo muchos temas que pueda valerte para ir más ligera de equipaje y ver todo desde otro lugar, desde otra perspectiva. Te aseguro que es posible. 

Bueno, espero que te guste mi propuesta y que te ayude a sacar tu autoestima de apuros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *